Registrarse | Iniciar sesión
Diseñar una rutina Rutina básica Principios básicos Métodos de entrenamiento El calentamiento Entrenamientos musculación
Montar un gimnasio en casa
Dieta Bebidas energéticas Creatina Nutrición deportiva
Gimnasios Compex Pilates
Recomendamos

0 comentarios Giros en Silla Romana

Algunos atletas suelen pensar que los giros de tronco desarrollan los abdominales en la forma de giros de tronco invertidos. Sin embargo, en este ejercicio se estiran los abdominales y se desarrollan los músculos de la espalda baja.

giros para lumares

MÚSCULOS GRANDES IMPLICADOS

Hay dos filas de músculos implicados en este ejercicio: un grupo espinal profundo y otro superficial. El grupo superficial se conoce colectivamente como grupo de los erectores espinales, que consta de cuatro músculos distintos pero relacionados entre sí: el iliocostal torácico, iliocostal lumbar, torácico largo y dorsal espinal. En conjunto, estos músculos largos y finos cubren una amplia zona, que va desde el cuello hasta el sacro, directamente a ambos lados de la espina posterior. Cuando los músculos

de los erectores espinales están bien desarrollados, puede verse un surco profundo entre los lados izquierdo y derecho de la espina dorsal.

Estos músculos se originan en la cresta ilíaca, superficie inferior del sacro, bordes de las siete últimas costillas, procesos espinosos de todas las vértebras lumbares y las cuatro torácicas inferiores y los procesos transversos de todas las vértebras torácicas. La inserción se produce en los ángulos de las costillas y los procesos transversos de todas las vértebras.

El grupo espinal profundo está compuesto por los intertransversarios, interespinales, giradores y multifidus, que son muy pequeños y discurren en parejas. Estos músculos se unen a los procesos espinosos y transversos de las vértebras adyacentes. Suelen unirse únicamente a las vértebras próximas, pero algunos se extienden sobre dos o tres vértebras. Juegan un papel importante en mantener las vértebras y los discos en su lugar, asi como para mover la espina.


EJECUCIÓN DEL EJERCICIO

Colocarse boca abajo sobre un banco de hiperextensión. Las caderas deben estar totalmente apoyadas y la parte trasera de los tobillos asegurada bajo las rodillas.

Elevad el cuerpo hasta que se encuentren en un ángulo de unos 20 grados. Sujetad un palo sobre los hombros con los brazos extendidos. Girad los hombros a la izquierda y a la derecha. Procurad conseguir un giro de 90 grados mientras que las caderas permanecen apretadas contra el asiento. Aseguraos de no doblar la columna vertebral; debe permanecer en su posición normal ligeramente arqueada.

Cuando hemos completado el número deseado de repeticiones, bajad el cuerpo y dejar el palo en el suelo. Luego volver a elevaros y poneros de pie.

También podéis hacer el ejercicio sobre un banco duro con la ayuda de un compañero. Colocaros de la misma forma, con las caderas colocadas al final de la tabla y el compañero sujetando las piernas. (No usad nunca una silla romana.)


ACCIONES MUSCULARES Y ARTICULARES

En este ejercicio, los erectores espinales y los giradores profundos y multifidus giran los hombros y el tronco. Girar los hombros hacia la derecha implica a los erectores espinales izquierdos y los giradores y multifidus derechos. Hacerlo hacia la izquierda supone lo contrario.


USO DEPORTIVO

La rotación del tronco y de los hombros se utiliza en todos los deportes que requieren acciones de lanzamiento, golpeo, puñetazo y empujón. Por ejemplo, la rotación hacia atrás de los hombros es muy importante durante el golpe de la pelota del golf. Algunos jugadores profesionales de golf tienen un lado de los erectores espinales tan desarrollado que es casi ¡tan grande como un puño!

Para los culturistas, el giro de tronco acostado es fundamental para obtener un desarrollo completo de los erectores espinales, especialmente en la región lumbar. No sólo les ayuda eso a prevenir lesiones en esa zona tan vulnerable, sino que también potencia grandemente la fuerza muscular y el tamaño.


COMENTARIOS

1) Los culturistas y otros atletas suelen pensar en los giros de tronco como desarrolladores abdominales, sobre todo en la forma de giros de tronco invertidos. Sin embargo, en este ejercicio cambiamos el giro hacia los músculos de la espalda baja mientras se estiran los abdominales. Esto se debe a que estamos boca abajo y luego nos elevamos y giramos los hombros contra la gravedad. Cuando trabajamos los abdominales estamos boca arriba.

2) Para asegurar una efectividad y seguridad superiores cuando hacemos este ejercicio, debemos estabilizar la pelvis. Esto significa que nuestras caderas deben estar colocadas sobre el asiento, no colgando al frente. Si las caderas cuelgan del asiento, significa que las estamos girando. Eso no sólo no trabaja la espalda, sino que puede lesionarla al hiperextender la espina dorsal. Por tanto, la posición crucial es básica.

3) Al principio, la rotación de los hombros puede parecer difícil y poco natural. Esto es comprensible, puesto que esta acción no suelen hacerla los culturistas y otros atletas. Sin embargo, puede ser un movimiento muy efectivo y debemos incorporarlo en nuestra rutina.

Pronto nos acostumbraremos a sentir trabajar simultáneamente los músculos de la espalda no sólo para soportarnos en la posición casi horizontal, sino también para girar los hombros hacia atrás. Tened en cuenta que la mayor parte de los músculos erectores espinales están localizados en las zonas lumbar y torácica de la espina dorsal, y este ejercicio permite un desarrollo completo de ambas zonas.

4) Daos cuenta de que cuando mantenemos el tronco en una posición relativamente horizontal, los músculos están bajo contracción isométrica. Cuando giramos los hombros, los músculos se contraen dinámicamente, y luego hay alguna contracción excéntrica durante la fase de descenso. Estas múltiples contracciones en secuencia rápida apoyan la espalda y facilitan el giro.

5) Cuando giramos hacia atrás, la espina se hiperextiende ligeramente. Esto es normal, porque los músculos implicados en el giro son también extensores e hiperextensores. Las vértebras no permiten un giro excesivo. Hiperextender ligeramente la espina no es peligroso porque los músculos están contraídos.

Podemos ver una acción, y flexión espinal ligera, cuando hacemos giros de tronco para los abdominales.


Artículos relacionados
Comentarios
Enviar
Registrarse | Iniciar sesión

Musculación, ejercicios de pesas, dietas, rutinas deportivas, gimnasia, aerobic, entrenamiento, aparatos para deportes y gimnasios y técnicas para perder peso y adelgazar en Musculacion.net.

Contacto | Aviso legal

Email o nick Contraseña Cerrar ×
Conectar
Olvidé mi contraseña  
Regístrate en Musculacion.net Cerrar ×
Nick/Usuario:
Email:
Contraseña:
Sexo:
Fecha de nacimiento:
  • Tu nick será tu nombre de usuario y no se permite cambiarlo una vez elegido uno.
  • Al registrarte en esta página, estás aceptando sus términos y condiciones de uso. Puedes leerlos aquí.
Regístrate
Si lo deseas, recuerda que también puedes iniciar sesión con tu cuenta de Facebook.